José de Alcíbar fue un pintor mexicano, cuya obra fue muy fructífera durante la segunda mitad del siglo XVIII en la Ciudad de México. Acorde con la ideología de la época, la principal temática de los cuadros de este artista fue la religión, aunque también elaboró los retratos de prominentes figuras de la sociedad virreinal.

En este óleo sobre tela José de Alcíbar representa al patrono de la Nueva España, San José, quien cubre con su manto a los dos poderes: a la derecha, la Iglesia presidida por el Papa Pío VI, y a la izquierda, el rey de España Carlos III. El patrocinio de San José también era muy preciado entre los colegios de misioneros, pues lo consideraban el indicado para proteger las tareas apostólicas de los misioneros del norte.

Esta pintura se exhibe en el Museo de Guadalupe, Zacatecas, conócela en la Mediateca INAH.

Ir al contenido