Nació en España en 1532, fue niño cantor en la Catedral de Segovia y, posteriormente, maestro de capilla en la Catedral de Guatemala y en la Catedral de México de 1575 a 1585, año de su muerte.

En este libro de coro, resguardado en el Museo Nacional del Virreinato, encontramos algunas de sus obras polifónicas —para dos o más voces— que fueron entonadas por los cantores de la Catedral Metropolitana en los albores de la época virreinal.

En la imagen destacan la cartela con el nombre del compositor, las hermosas letras capitulares iluminadas y adornadas con motivos vegetales, florales y lacería, así como los pentagramas con las notas musicales que dan inicio al Magnificat, canto entonado en honor a la Virgen María.